Conductor de limusina le chupa el rabo al jefe

05;44 5 Pajas

Descripción

Tenemos aquí a un empleado muy vicioso, a un chico que está deseando que su jefe le diga de comerle el rabo y él, muy dispuesto, lo hace sin complicaciones. Es el conductor de la limusina y le ha pedido que le chupara el rabo, lo cual ha hecho sin problema alguna. Es de estos sumisos gay que solo valen para complacer lo que les dicen, hasta los ámbitos más extremos del terreno sexual. A mí también me gustaría tener un vicioso así que me estuviera chupando la polla sin parar.